Otras noticias

Homenaje a Eduardo GaleanoEl escritor uruguayo Eduardo Galeano, autor de Las venas abiertas de América Latina, recibirá esta tarde (20h) un homenaje en Madrid al que asistirán personalidades del mundo de la cultura y el periodismo, como el cineasta Fernando León de Aranoa, el escritor Marcos Ana, el actor Juan Diego Botto o el periodista Iñaki Gabilondo.

El acto, en el que se leerán textos del autor y se proyectarán vídeos del propio Galeano, se llevará a cabo en el centro social La Tabacalera (c/ Embajadores, 53, de Madrid), como recuerdo de la visita que el escritor realizó durante su último viaje a España.

Eduardo Galeano, que falleció en Montevideo el pasado 13 de abril, supo conjugar magistralmente la narración y el ensayo, la poesía y la crónica.

Compártelo:
  • Print
  • Digg
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Twitter
  • Google Bookmarks
  • email
  • Google Buzz
  • LinkedIn
  • Live
  • MSN Reporter
  • Ping.fm

Comentarios

2 comentarios

  1. graciela balegno on septiembre 8, 2015 17:16

    ¡Felicitaciones por esta idea!

  2. Emilio Rucandio Palomar on septiembre 9, 2015 12:57

    En primer lugar, deseo expresar mi agradecimiento a los organizadores de este acto, de este homenaje a Eduardo Galeano, a quien le desagradaba ser considerado un “intelectual”, pues él se definía como un “sentipensante”, es decir, como un escritor que escribía con todo su ser: razón, corazón, estómago, etc. Eduardo Galeano se merece este homenaje, y muchísimos más, por ser un referente fundamental, como escritor y como persona, para mucha gente de todo el mundo. Como escritor, porque combina magistralmente la importancia del tema, la reflexión rigurosa, la calidad peculiar de su estilo y la amenidad. Como persona, porque siempre ha defendido a los más débiles: Cuba, Palestina, el pueblo saharaui, los zapatistas de Chiapas, etc., así como a los marginados socialmente: los pobres, los emigrantes, los extranjeros, las mujeres, los niños, los refugiados, los negros, los indígenas, etc.
    Si estuviera presente en el homenaje, me lo imagino con su pausada voz, acompañada del movimiento de sus manos, con su expresiva mirada e, incluso, con la elegante sencillez de su forma de vestir (tal vez un jersey azul sobre sus hombros y una camisa verde, negra o morada), pues todo en él tenía un significado. Seguramente se mostraría indignado de la existencia de los indignos (“necesitamos a los indignados; estamos hartos de los indignos”) y criticaría cualquier forma de imperialismo, porque “la independencia es otro nombre de la dignidad”. Expresaría, repito, su indignación por las tropelías cometidas por los indignos que hacen que, según él, el mundo sea una “mierda” o, como diría Manu Chao, “tan feo”. Ahora bien, Galeano considera, también, que el mundo es una “maravilla”. Y es que el autor de ‘El libro de los abrazos’ o ‘Espejos. Una historia casi universal’ nos diría que la utopía no solo no ha muerto, sino que es necesaria y que, por ello, hay que rehabilitarla, que tenemos que seguir caminando para que el mundo sea cada vez menos “mierda” y más una “maravilla”. Ahora bien, para lograrlo, hemos de construir otro mundo de forma colectiva, desde abajo y a la izquierda, según el lema zapatista, juntándonos para ser los protagonistas de nuestra propia historia y no los silenciados y excluidos de la historia oficial de quienes dirigen el mundo, que no valoran a las personas por lo que son (seres humanos), sino por lo que tienen, personajes indignos que han ideado un sistema, el del neoliberalismo económico, es decir, el de la dictadura del mercado capitalista-financiero, radicalmente inhumano, que solo genera hambre, paro, xenofobia, emigración, guerras, muertos, refugiados, consumismo, violencia de género y, ¡cómo no!, grandes privilegios para quienes defienden dicho sistema y niegan que el mundo está enfermo, como diría Mario Benedetti. Estos dueños del mundo son, como dirían en mi pueblo (Barakaldo), los “aprovechateguis” o, como dicen en Uruguay, los “fallutos” o hipócritas. Puesto que el autor de ‘Mujeres’ no es un ingenuo, sino un partidario de la utopía crítica, si estuviera presente en este homenaje, nos invitaría a, como escribe en ‘Patas arriba. La escuela del mundo al revés’, a delirar un ratito, a volar libremente y a “soñar juntos otro mundo posible”, un mundo en el que la justicia y la libertad vayan unidas y celebren sus bodas, un mundo que tendría, por ejemplo, estas características:

    – “la gente trabajará para vivir, en lugar de vivir para trabajar”;
    – “se incorporará a los códigos penales el delito de estupidez, que cometen quienes viven por tener o por ganar, en vez de vivir por vivir no más, como canta el pájaro sin saber que canta y como juega el niño sin saber que juega”;
    – “los políticos no creerán que a los pobres les encanta comer promesas”;
    – “el mundo no estará en guerra contra los pobres, sino contra la pobreza, y la industria militar no tendrá más remedio que declararse en quiebra”;
    – “la comida no será una mercancía, ni la comunicación un negocio, porque la comida y la comunicación son derechos humanos”;
    – “los niños de la calle no serán tratados como niños basura, porque no habrá niños de la calle”;
    – “la Santa Madre Iglesia corregirá las erratas de las tablas de Moisés, y el sexto mandamiento ordenará festejar el cuerpo”;
    – “la iglesia también dictará otro mandamiento, que se le había olvidado a Dios: Amarás a la naturaleza, de la que formas parte”;
    – “los desesperados serán esperados y los perdidos serán encontrados, porque ellos son los que se desesperaron de tanto esperar y los que se perdieron de tanto buscar”;
    -”seremos compatriotas y contemporáneos de todos los que tengan voluntad de justicia y belleza, hayan nacido donde hayan nacido y hayan vivido cuando hayan vivido, sin que importen ni un poquito las fronteras del mapa o del tiempo”;
    – “la perfección seguirá siendo el aburrido privilegio de los dioses; pero en este mundo chambón y jodido, cada noche será vivida como si fuera la última y cada día como si fuera el primero”.

    Gracias, Galeano, por habernos dado tanto.

Nombre (requerido)

Email (requerido)

Web

Dejanos tu comentario

 

Uso de cookies

En el presente sitio Web utilizamos cookies de terceros para mejorar tu experiencia durante tu navegación. Puedes cambiar la configuración de tus cookies en cualquier momento. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información acerca de nuestra Política de Cookies aquí.plugin cookies

ACEPTAR