Por decreto de Felipe V, del 29 de junio de 1707, quedaban abolidos los fueros valencianos y las instituciones forales del Reino de Valencia, que estableció Jaime I en 1238, siendo sustituidas por el modelo de gobierno de la Corona de Castilla.

Este decreto forma parte de los Decretos de Nueva Planta que fueron promulgados entre 1707 y 1716, que fueron aboliendo las leyes e instituciones de los territorios de la Corona de Aragón: Reino de Valencia y de Aragón (29 de junio de 1707), Reino de Mallorca (28 de noviembre de 1715) y Principado de Cataluña (16 de enero de 1716). Se trataba de unas reales cédulas que establecían la «nueva planta» de las Reales Audiencias de los territorios de la Corona de Aragón y Castilla.

La abolición de «todos los referidos fueros, privilegios, prácticas y costumbres hasta aquí observadas en los referidos reinos de Aragón y Valencia, siendo mi voluntad que éstos se reduzcan a las leyes de Castilla y al uso, práctica y forma de gobierno que se tiene y ha tenido en sus tribunales, sin diferencia alguna en nada».

Fragmento del decreto dado en el Palacio del Buen Retiro de Madrid, 29 de junio de 1707.

Compártelo:
  • Print
  • Digg
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Twitter
  • Google Bookmarks
  • email
  • Google Buzz
  • LinkedIn
  • Live
  • MSN Reporter
  • Ping.fm

Comentarios

Nombre (required)

Email (required)

Web

Dejanos tu comentario

Uso de cookies

En el presente sitio Web utilizamos cookies de terceros para mejorar tu experiencia durante tu navegación. Puedes cambiar la configuración de tus cookies en cualquier momento. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información acerca de nuestra Política de Cookies aquí.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies